Remedios naturales y trucos caseros populares para la salud y la belleza natural. Tratamientos naturales.

LOS PUNTOS NEGROS.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone

Remedios contra los puntos negros

Hace ya algún tiempo os hablé del acné y de cómo librarse de él. Hoy voy a complementar esa información con algunos remedios caseros que te ayudarán a combatirlo.

No necesariamente hay que sufrir de acné para que en ocasiones nos salgan granitos y puntos negros en la cara, así que este remedio será especialmente útil cuando la cosa no sea tan grave como para consultar a un dermatólogo.

El bicarbonato

cómo combatir los puntos negrosCasi todas solemos tener este producto tan versátil en nuestra casa; seguro que alguna vez lo has usado para combatir la acidez estomacal, para blanquear tus dientes o como anti-manchas. Pues he aquí un uso más que añadir a la lista.

Para combatir los puntos negros, necesitaremos menos de la mitad de una cucharadita de bicarbonato, mezclado con unas gotas de agua hasta formar una pasta. El resultado es ligeramente abrasivo, e idóneo para exfoliar la piel. Deberás usarlo sobre la zona afectada, realizando un suave masaje, y aclarando con agua después. Una vez a la semana será suficiente.

El tomate

cómo combatir los puntos negrosEl tomate contiene ácido que aplicado sobre la piel elimina las células muertas. Esto nos ayudará a mantener a raya los puntos blancos, y a evitar que los negros se conviertan en granitos.

Puedes aplicartelo simplemente cortando una rodaja y frotándolo sobre la nariz o la zona donde tengamos el problema. Otra opción es machacar la pulpa hasta formar una pasta y ponerlo sobre las espinillas durante unos 10 minutos, antes de aclarar con agua.

Remedios contra los puntos negros.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone

Remedios naturales

Nota: Los remedios, informaciones, consejos y trucos ofrecidos en remedioscaserosnaturales.com únicamente constituyen una ayuda y una guía para la solución de los problemas o dolencias que se citan. Estos remedios no deben sustituir los tratamientos médicos; sólo son un complemento y el autor no será responsable de su uso y consecuencias de su empleo.
Custom Search
Síguenos en Facebook