Tratamientos naturales, populares y tradicionales:

Los niños sonámbulos

El episodio ocurre mientras el niño está profundamente dormido y suele durar entre 5 y 20 minutos: se levanta y comienza a deambular por la habitación con los ojos abiertos, la mirada fija y las pupilas dilatadas. Unas veces evitará los objetos y otras tropezará, lo cual implica un cierto riesgo, que puede llegar a ser grave, si los padres no toman las medidas oportunas.

Tal vez empiece a vestirse, a asearse o decida salir de casa. En algunas ocasiones, el pequeño no se larga a caminar, sino que se limita a realizar algún automatismo simple, como sentarse en la cama con los ojos muy

abiertos y la expresión sorprendida.

La causa de este trastorno se desconoce y, por el momento, no tiene tratamiento. Sí se sabe que los episodios son más habituales en situaciones de estrés (enfermedad, primer día de guardería, exámenes…) y que suele presentarse con mayor frecuencia en familias con antecedentes.

Medicina natural para curar dolencias y enfermedades con remedios populares, caseros y tradicionales.

Se trata de una de las alteraciones del sueño más frecuente de la infancia (la padece un 15 por ciento de los niños de entre 3 y 15 años) y, normalmente, desaparece durante la adolescencia. Sin embargo, en las personas con alguna dificultad emocional, puede persistir y prolongarse hasta la edad adulta.

En general, el sonámbulo no responde a la intervención de los observadores y si éstos intentan despabilarlo, puede reaccionar de forma algo agresiva y mostrarse desorientado. Cuando vuelve a dormirse tiene un sueño tranquilo y al día siguiente no recuerda nada. Si deambula por la casa, conviene reconducirlo a la cama sin despertarlo, hablarle con frases simples y cortas, y darle órdenes sencillas en lugar de hacerle preguntas.

Cómo ayudarlos:

* No despertalo

* Limitarnos a observar. Intervenir sólo si hay riesgo de accidente.

* Establecer las medidas de seguridad necesarias en puertas, ventanas, baños y cocina.

* Mantener una especial vigilancia en casos de enfermedad o alteraciones psicológica.

TU SALUD: Los niños sonámbulos.